Acontecer marítimoDestacado

La varada intencionada del “Eco Lux” evitó males mayores

La decisión del capitán del catamarán “Eco Lux” de embarrancar el barco de su mando en las proximidades de Es Trucadors, se ha revelado acertada para evitar males mayores, después de que anoche, a las 21,20 horas, los 12 pasajeros y cinco tripulantes que viajaban a bordo “escucharon un fuerte golpe y se apagaron las luces” cuando se encontraban a la altura del islote de Castaví.

Lo más importante es que no hay heridos, que la evacuación se resolvió satisfactoriamente y que tampoco hay derrame de combustible, según asevera Balearia.

Balearia ha sustituido el barco afectado por su gemelo “Eco Aire”, mientras inspecciona los daños producidos en el catamarán “Eco Lux”. Capitanía Marítima está coordinando las acciones correspondientes para el reflotamiento del buque y su remolque al puerto de Ibiza.

Según informa el periódico digital NouDiari.es, la lancha “Salvamar Markab” de Salvamento Marítimo, el catamarán “Fiormentera Express” de Mediterránea Pitiusa que partió de La Savina y un velero que se hallaba en la zona evacuaron anoche ilesos a los pasajeros del barco siniestrado tras sufrir una vía de agua cuando se encontraba a la altura del islote Castaví.

Los pasajeros desembarcaron antes de la medianoche en La Savina a bordo de una lancha de la empresa Isla Azul, dado que la embarcación de Salvamento Marítimo no podía acceder hasta el buque accidentado. Salvo un pasajero que se lanzó al mar presa de una crisis de ansiedad, los demás se encontraban bien, informa la edición digital de diariodeibiza.com, siendo atendidos por un amplio operativo de emergencias.

Foto: Diario de Ibiza

Anterior artículo

Dudas sobre cuál será el combustible del futuro en el transporte marítimo

Siguiente artículo

Navantia envía la primera plataforma del programa Kincardine