Erupción volcán de 2021

Un terremoto de 5,1 despierta a la población de La Palma

30 de octubre de 2021

Día 41 de la erupción del volcán de La Palma. Un sismo de magnitud 5.1 ha despertado a la población a las 07,24 h, siendo sentido en toda la isla y localizado al SW de Villa de Mazo, con una profundidad estimada de 39 kilómetros. Luego el IGN lo revisó a la baja, quedando en magnitud 5, lo cual lo convierte en el más importante registrado hasta el momento.

Desde el foco emisor de lava del flanco NO del cono principal, surge una colada que se mueve hacia el suroeste sobre coladas previas, bifurcándose en dos brazos, uno de los cuales avanza hacia el oeste y otro hacia el suroeste. Este último flujo lávico rebasa el frente de las coladas 1 y 3, moviéndose sobre terreno no afectado previamente en dirección suroeste, avanzando 1.500 m en las últimas 24 h y llegando a la isla baja en la zona de Las Hoyas.

El PEVOLCA informa de que la colada 3 se ha derramado sobre la colada 9 a la que se ha unido siguiendo vaguadas, hasta llegar a las inmediaciones de la costa. Esta colada es la que está provocando mayores daños y afectando a edificaciones, plataneras e invernaderos a su paso. Al mediodía de este sábado se encontraba a unos 400 metros del mar, aunque no se descarta que no alcance el mar dado que existe una zona llana en la que puede extenderse. No obstante, si llegara no haría falta tomar medidas de confinamiento ya que se trata de una zona ya evacuada y el núcleo de San Borondón se encuentra a 3.800 metros de distancia, lo que es suficiente para no resultar afectado.

Sobre la colada 4, lleva varios días parada cerca de la playa del Perdido y no parece tener mucha alimentación. No obstante, el PEVOLCA la sigue vigilando porque en este caso el contacto de la lava con el mar sí obligaría a tomar medidas de confinamiento de los núcleos costeros de Tazacorte.

Según el IGN, el foco emisor de lava del flanco noroeste del cono principal surte una colada que se mueve hacia el suroeste sobre coladas previas, bifurcándose en dos brazos, uno de los cuales avanza hacia el oeste y otro hacia el suroeste. Este último flujo lávico rebasa el frente de las coladas 1 y 3, moviéndose sobre terreno no afectado previamente en dirección suroeste, avanzando 1.500 metros en las últimas 24 horas, llegando a la isla baja en la zona de Las Hoyas.

La superficie afectada por la erupción volcánica se estima en 963,73 hectáreas, 48 hectáreas más que el último dato, mientras que la anchura máxima entre las coladas ha aumentado en 100 metros hasta los 3.000 debido, principalmente, al avance de la colada 3. Dentro de esta extensión entre coladas hay zonas que no han sido dañadas por la lava.

Según los últimos datos aportados por el satélite Copernicus UE en cuanto al número de construcciones/edificaciones destruidas o dañadas, se calcula que el proceso eruptivo ha afectado aproximadamente a un total de 2.681 edificaciones, de las cuales 2.532 pueden estar destruidas en su totalidad y 149 dañadas o en riesgo. Estos datos se filtrarán con el Catastro en los próximos días.

Sobre el proceso eruptivo, ayer al mediodía y durante varias horas se produjo un continuo proceso de explosiones audibles de gran intensidad y emitiendo un considerable volumen de cenizas cubriendo todo el valle de Aridane; episodio que pudo ser causado por una intensa desgasificación.

Durante el día de ayer, la emisión de dióxido de azufre (SO2) asociado al penacho se mantuvo elevada, pero en ligero descenso. La altura medida hoy de la columna eruptiva es de 4.000 m.

Sobre la sismicidad, el IGN indicó que esta mañana se alcanzó la magnitud de 5.0 mbLg con intensidad IV-V, el máximo en la serie hasta el momento y que el nivel de sismicidad actual sigue indicando que es posible que se produzcan más sismos sentidos, pudiendo alcanzarse intensidades VI (EMS).

En lo que se refiere a la deformación, las estaciones más próximas al centro eruptivo muestran un patrón estable. En las estaciones más alejadas del centro eruptivo, continúa una ligera deflación regional.

Las condiciones meteorológicas son favorables para la operatividad del aeropuerto, con viento del sureste y del este, pero el descenso de la inversión térmica a 900 metros dificultará la dispersión de contaminantes. Respecto a la calidad del aire, no se han superado los umbrales horarios o diarios en dióxido de azufre o partículas PM10, en ninguna de las estaciones. Los picos puntuales en Los Llanos de Aridane parecen estar asociados al tráfico rodado y las labores de limpieza.

El número de personas albergadas en centros hoteleros se mantiene hoy en 454, de las cuales 384 se hospedan en el hotel de Fuencaliente y 70 en Los Llanos de Aridane. Además, hay 44 personas dependientes atendidas en centros sociosanitarios insulares.

Día 41 de la erupción, en la cámara del fotógrafo Facundo Cabrera

Fotos: Facundo Cabrera para puentedemando.com

Anterior

Involcan analiza la situación de Puerto Naos y La Bombilla

Siguiente

El museo de la Real Fábrica de Artillería de La Cavada

Sin comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *