Erupción volcán de 2021

No hay evidencias de un nuevo cráter alejado del actual

8 de octubre de 2021

Según los últimos datos aportados por el comité científico del PEVOLCA no hay evidencias “que hagan prever la apertura de un nuevo centro de emisión alejado el cono principal”. La superficie afectada ha aumentado desde ayer en algo más de 40 hectáreas por la bifurcación del frente de lava que se encuentra cerca de la costa y supera 471 hectáreas, manteniendo el ancho máximo de la colada en 1.250 metros.

El desbordamiento de la parte baja de la colada ha continuado su avance hacia el sur y se encuentra sobre El Charcón, la fajana de la erupción del volcán San Juan en 1949, a unos 150 metros del mar. Esta colada principal está rellenando huecos y buscando cabeceras de pequeñas cuencas, aprovechando los cambios de pendiente y creciendo también en altura, lo que hace pensar en la posibilidad de que se pueda unir a la colada principal.

El recorrido del nuevo ramal ha dañado principalmente la zona agrícola que ya alcanza 120 hectáreas de cultivos, la mitad de ellas plataneras (59,39 ha), seguido por viñedos (33 ha) y aguacateros (7,39 ha), entre otros.  

En relación a las edificaciones dañadas total o parcialmente, se mantiene el dato de 726 hasta una nueva actualización del satélite Copernicus UE. Asimismo, no hay variación en las carreteras afectadas, con un total de 26,47 kilómetros, de los cuales 5,63 km corresponden al municipio de El Paso; 17,13 km a Los Llanos de Aridane y 3,71 km a Tazacorte.

La erupción fisural continúa mostrando mecanismo estromboliano, con fases de explosividad que producen depósitos piroclásticos y fases efusivas que vomitan las coladas de lava, de forma simultánea. En volcanología la magnitud de las erupciones se mide en la escala del Índice de Explosividad Volcánica (VEI, por sus siglas en inglés) con valores entre 0 y 8; en el caso de esta erupción el VEI estimado hasta ahora es 2.

Siguen activos al menos tres centros de emisión en el cráter principal y uno situado en el lateral norte del cono. No se descarta la aparición de nuevos centros en el entorno del cono principal. Se han construido tubos lávicos, que favorecen el drenaje desde el centro emisión principal hasta el mar.

En cuanto al momento en el que se encuentra el proceso eruptivo, además del incremento de la sismicidad, la señal del tremor sigue teniendo unos valores medios bajos y estables, con picos en el incremento de su amplitud muy poco frecuentes. Sigue localizada a gran profundidad y el mayor sismo de 4,3 se registró a 35 km, por lo que no hay sismicidad superficial.

Debido a las condiciones meteorológicas y la dirección del viento, se observa una acumulación de cenizas en los aeropuertos de La Palma y Tenerife Norte, afectando por tanto a la operatividad de ambos, y no se descarta que se produzca caída de cenizas sobre el aeropuerto de Tenerife Sur durante la tarde de hoy y en el de La Gomera durante la noche, fuera del horario operativo de este último. A partir de mañana la distribución esperada de la nube de cenizas es favorable para la operatividad de los aeropuertos canarios. La altura medida hoy de la columna de cenizas y gases, así como su dispersión, alcanza los 3.500 m.

Permanecen alojadas 218 personas en el hotel de la cadena Princess en Fuencaliente, del total de 5.700 evacuadas, y se mantiene el mismo número de efectivos en el operativo de seguridad y emergencias, con los equipos de relevo necesarios.

Fotos: José Fernández Arozena e INVOLCAN

Anterior

Próxima incorporación de la nueva patrullera “Isla de León”

Siguiente

ABB e Incat Tasmania proyectan un ferry híbrido-eléctrico

Sin comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *