El mundo de la aviación

Ningún avión Messerschmitt Me-323 sobrevivió a la IIGM

La lentitud de los aviones de transporte Messerschmit Me-323, a los que los referíamos en un artículo anterior, y las vicisitudes de la guerra, fueron las causas por las que no sobrevivió ninguno de ellos al final del conflicto. Era relativamente fácil su derribo y su producción cesó en abril de 1944, cuando se habían construido 213 unidades. Según los especialistas, lo único que queda de uno de ellos es unos restos de sus alas, que se conserva en el Museo de la Fuerza Aérea de Alemania, en Berlín-Gatow.

El llamativo avión tiene su origen en un encargo apresurado de la Luftwaffe para dotarse de un avión de transporte que pudiera llevar vehículos pesados y entre ellos un tanque Panzer IV. La propuesta de Junkers fue desestimada y la de Messerschmitt siguió adelante a partir del planeador Me-261, que evolucionaría en corto tiempo a Me-261w, Me-263 y Me-321, versión motorizada cuya producción estuvo vigente entre 1942 y 1944.

Según los requerimientos se pretendía que el modelo Me-323 pudiera transportar un centenar de soldados con sus equipos o un blindado Panzer IV. El avión presentado por Messerschmitt medía 55 m de envergadura y tenía un fuselaje de perfil metálico con una sección cuadrangular y unas alas atirantadas de planta trapezoidal que combinaban elementos secundarios de tela y madera. Se accedía a través de una rampa de dos puertas que se abrían por la mitad de la parte frontal justo debajo de la cabina y disponía de una bodega con una capacidad de 110 metros cúbicos.

Además de los seis motores Gnôme et Rhône de 14 cilindros, en el  despegue tenía que ser remolcado mediante un cable de acero por tres cazas Messerschmitt Bf 110 y para su autodefensa disponía de dos cañones MG 151 de 20 mm en las torretas y de cinco o siete ametralladoras MG 131 de 13 mm en posiciones individuales o ventanillas.

El avión tenía el cometido del trasporte de vehículos pesados
El avión tenía el cometido del trasporte de vehículos pesados
Un avión Me-323 en el frente ruso
Un avión Me-323 en el frente ruso
Vista de los tres motores del plano izquierdo
Vista de los tres motores del plano izquierdo
Los tripulantes de un avión Me-323 descansan bajo la sombra de un plano
Los tripulantes de un avión Me-323 descansan bajo la sombra de un plano
Detalle de la cabina de mando del avión Me-323
Detalle de la cabina de mando del avión Me-323

Fotos:Bundesarchiv Bild 101I-596-0367-05A / Menzendorf / CC-BY-SA 3.0

 

 

Anterior artículo

El gigayate “Nord” recala en el puerto de Cartagena

Siguiente artículo

Propuesta para liberar 4.773 m2 del puerto de Los Cristianos