El mundo de la aviación

La aventura de Líneas Aéreas Canarias (1985-1990) / y 2

En el transcurso de 1987 y alentada por el auge del chárter nacional, Líneas Aéreas Canarias (LAC) decidió incorporarse al mercado europeo con aviones MD-83, el primero de los cuales, bautizado “Isla de Lanzarote”[1], hizo su primer vuelo el 25 de noviembre del citado año, coincidiendo con el segundo aniversario de la fundación de la compañía.

Con bases de operaciones en Gran Canaria, Tenerife Sur y Palma de Mallorca, LAC disponía de una flota inicial de dos aviones MD-83[2] y un Boeing B-727 alquilado, que estuvo operativo hasta diciembre de 1988, en que se incorporaron otros dos MD-83[3], con los que la aerolínea canaria volaba a los países escandinavos, Reino Unido, Irlanda, Francia, Bélgica, Suiza, Alemania, Austria, Italia y diversos puntos de la península.

A esta expansión había contribuido la quiebra de Spantax en 1988, hasta el punto de que LAC llegaría a operar hasta seis aviones MD-83 de 180 plazas cada uno. Líneas Aéreas Canarias voló sin descanso por toda Europa, hasta el punto de que uno de sus aviones MD-83 alcanzó al récord del mayor número de horas de vuelo del mundo. El equipo directivo que presidía Antonio Armas Fernández y dirigía Rodolfo Núñez Ruano, así como la implicación de las tripulaciones y el personal de mantenimiento, hizo posible semejante despliegue. 

Las inversiones turísticas en Cuba de algunos de los accionistas de LAC, animaron el proyecto de establecer vuelos chárter a Varadero con dos aviones Douglas DC-8 –61, así como un avión Douglas DC-10. LAC, que había sido nombrada segunda compañía nacional por el gobierno cubano, gestionó el alquiler de los aviones citados con el bróker Guiness Peat Aviation, aunque la operación finalmente no se llevaría a cabo.

En 1990, y a consecuencia de una demanda de la compañía colombiana Líneas Aéreas del Caribe, Líneas Aéreas Canarias se vio obligada a suprimir las siglas LAC de la cola de sus aviones. Esta primera etapa finalizó en 1991 al intervenir en la operación que dio origen a Meridiana mediante la fusión de Universair y Euravia.

Notas: 

[1] Matrícula EC-EFU. El 27 de octubre de 1987 aterrizó por primera vez en el aeropuerto de Madrid-Barajas.

[2] El segundo recibió la matrícula EC-EJZ.

[3] Matrículas EC-EKM y EC-EMG.

Foto: Francisco Andreu Plaza

Bibliografía: 

Díaz Lorenzo, Juan Carlos (2004). Naviera Armas. Una nueva generación, p. 260. Santa Cruz de Tenerife.

 

Anterior artículo

El cuarto “Eco” GG5G de Grimaldi se estrena en Barcelona

Siguiente artículo

El remolcador “Sertosa Veinte”, vendido a intereses de Nigeria