Acontecer marítimoDestacado

La apuesta de Leo Fleischer afianza el éxito de Aquabus

Frente a los asientos de plástico de la competencia, los catamaranes de Aquabus que cubren la línea Ibiza-Formentera disponen de tres salones cuyos estándares de calidad están muy por encima y, además, corresponden a unos buques de alta velocidad que son vanguardia en tecnología marítima en la región. A bordo todo es pulcritud y atractivo visual que invita a una grata experiencia en un viaje de apenas 30 minutos. 

Los catamaranes “Aquabus Jet 1” y “Aquabus Jet 2” constituyen la novedad más importante de este año en las Pitiusas. Admirable iniciativa del armador Leo Fleischer, ibicenco de origen suizo, que se ha enfrentado a una exasperante carrera de obstáculos, en la que ha tenido que soportar y superar multitud de inconvenientes y dificultades, pero el empeño, sin duda, ha valido la pena. 

Los catamaranes “Aquabus Jet 1” y “Aquabus Jet 2” miden 42 m de eslora y 11,30 m de manga y tienen capacidad para 410 pasajeros. Disponen de tres categorías de acomodación. Los detalles de cada una de ellas se pueden ver en la página web de Aquabus, en el siguiente enlace. Siendo unos barcos de un nivel superior, se mantienen las mismas tarifas, que son, en la práctica, las más baratas de la línea para los residentes.

Fotos: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Anterior

La nueva colada ralentiza su amenaza sobre La Laguna

Siguiente

El petrolero “Elcano” (1919-1938), pionero de la flota de CAMPSA

Sin comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *