Acontecer marítimoDestacado

Fallece Vittorio Morace, patriarca de la familia Morace

Vittorio Morace, patriarca de la familia Morace, falleció la pasada madrugada en Sotogrande (Cádiz) a los 82 años. Resulta difícil resumir la vida apasionante de este hombre audaz y visionario –a quien conocimos en torno a 1980–, espontáneo y extrovertido, que forma parte de la Marina Mercante española desde comienzos de la década de los años ochenta, cuando fundó la sociedad Alisur.

Primero en Málaga y después en Canarias, trajo la alta velocidad en forma de dos catamaranes noruegos, “Alisur Azul” y Alisur Amarillo”, que fueron los primeros que tuvieron continuidad en el tiempo en el archipiélago. En su condición de visionario, Alisur abrió la línea entre Playa Blanca y Corralejo, convertida desde hace años en una de las rutas de mayor éxito de Canarias y le dio la vuelta a un barco llamado “Alisur Blanco”, con el que, bajo su mando, en una decisión altamente arriesgada posicionó entre Líbano y Chipre en pleno conflicto y abrió un “puente marítimo” que se convirtió en una poderosa máquina de hacer dinero.

Capitán de la Marina Mercante, inició joven su actividad como armador con un barco de carga, un antiguo Liberty de la Segunda Guerra Mundial, aunque su pasión siempre estuvo en las embarcaciones rápidas, de modo que el desarrollo que la industria naval italiana ha tenido en este sector no puede entenderse sin la presencia continuada de Vittorio Morace.

Recordamos, a vuela pluma, que Morace dirigió la compañía AliLauro SpA di Navigazione y cuando llegó a España tuvo claro que las embarcaciones rápidas estaban llamadas a jugar un papel importante en un territorio como Canarias: Tenerife-Las Palmas con el catamarán “Alisur Azul” y Los Cristianos-La Gomera con el catamarán “Alisur Amarillo”. Luego reorganizó el servicio y posicionó ambos buques rápidos entre Lanzarote y Fuerteventura. Cuando llegó la crisis los cambió por dos barcos que permitían llevar coches: “Isla de Arosa III” y “Yaiza” –incluso proyectó un buque de nueva construcción que se llamaría “Alisur Lanzarote”– y como el negocio marítimo tiene sus inflexiones y oportunidades, en 1992 vendió Alisur a Fred. Olsen.

En la década de los noventa, Carlo Rodriquez –figura destacadísima de la industria naval italiana– llamó a Vittorio Morace para que dirigiera SNAV, empresa naviera que comenzó entonces una etapa de gran expansión, ampliando sus conexiones desde Egipto hasta Dinamarca.

A finales de la década de los noventa fundó Liberty Lines, sucesora de Ustica Lines, sociedad que en la actualidad figura entre las primeras navieras del mundo en número de embarcaciones de alta velocidad –entre ellos algunos de los hidro-foil construidos por Rodriquez que tuvo Trasmediterránea en Canarias– y que renovará su flota con buques innovadores que serán construidos por Armón.

Y siempre pensando en Canarias –una parte de su familia vive en Lanzarote– y en su creencia en la importancia que tienen las embarcaciones rápidas, el patriarca de los Morace también tuvo un papel destacado en la sociedad Garajonay Express, que enlazó Valle Gran Rey, San Sebastián de La Gomera y Los Cristianos.

En sus últimos años, Vittorio Morace vivía a caballo entre Italia y España y afianzó una gran pasión por el fútbol, como se demuestra en su etapa en la presidencia del Trapani Calcio, que lo condujo a sus más altas cotas de popularidad. El patriarca levantaba pasiones por su forma de hacer y entender las cosas, como se puede apreciar en la prensa deportiva italiana y entendía la vida de manera sencilla y práctica, cercana y amable, cuatro de sus condiciones como persona. 

Descanse en paz.

Vittorio Morace y su hijo Ettore, actual CEO de Trasmed

Fotos: cedidas

Anterior

Viajando a bordo del avión Tupolev Tu-114 de Aeroflot

Siguiente

Naviera Armas viaja directo todos los días a La Palma

1 Comentario

  1. Hassen salah
    21 julio, 2022 at 3:39 pm — Responder

    A toute la Famille Morace
    Je viens de prendre connaissance du décès de Vittorio
    Nous savons qu inéluctablement un jour l existence se termine pour chacun d entre nous
    Je souhaite exprimer les plus sincères condoléances
    Je garde en moi tous les souvenirs passés ensemble
    En Italie Tunisie Espagne soit dans le cadre professionnel ou privé
    Mon Ami était exceptionnel
    Je garde en moi aussi son côté paternel amical sincère
    Le malheur qui bouleverse la famille me touche
    Et m émeut vivement
    Gabi Anne Marie Ettore et tte la famille recevez mon soutien dans. Être épreuve difficile

    Vittorio
    Good by my friend
    I’ll never forget you
    Best regards. Hassen

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *