Acontecer marítimoDestacado

Fallece el capitán Enrique Bianchi Ruiz del Portal

Hace unos días despedíamos en Santa Cruz de Tenerife al capitán Enrique Guerrero Pozo y ahora, desde Málaga, el estimado colega Juan Carlos Cilveti nos trae la noticia del fallecimiento del capitán Enrique Bianchi Ruiz del Portal, a quien conocimos, al igual que a Enrique Guerrero, en su etapa de Frigo Lines; Enrique Guerrero mandaba el buque “Rolón Este” y Enrique Bianchi el buque “Rolón Sur”. Nos presentó, en ambos casos, Fernando Lecuona Ledesma y a partir de entonces se forjó una amistad que se mantuvo en el tiempo.

Con Enrique Bianchi de capitán hicimos el primer viaje del buque “Rolón Sur” al puerto de San Sebastián de La Gomera, cuando atracó allí para cargar plátanos de las fincas de La Dama con destino a Málaga. Años después, cuando obtuvo su plaza de práctico en el puerto malacitano, hablamos en diversas ocasiones y mantuvimos siempre un trato correcto y cordial, evocando aquellos años interesantes de la línea Canarias-Península.

Dice el amigo Cilveti, que Enrique Bianchi fue “un buen amigo, un gran profesional y una mejor persona”. Estudió la carrera de Náutica en la Escuela Oficial de Cádiz y durante algo más de treinta años ejerció su profesión en los distintos empleos de oficial y capitán, hasta que en 1990 desembarcó y durante otros veinte años “jugó al complicado juego de atracar barcos” en el puerto de Málaga, correspondiéndole, entre otras maniobras memorables, las primeras escalas de los buques “Queen Mary 2” y “Edith Maersk”, obsequiándoles a sus respectivos capitanes una botella de vino de Málaga, costumbre que mantenía con todos los capitanes de los barcos que maniobraba.

Recuerda Cilveti que Enrique Bianchi tenía “su muy especial personalidad y un mal genio que afloraba en los momentos en los que había que sacarlo, se convirtió en todo un personaje; un gran profesional al que toda la comunidad portuaria malacitana calificó, en el momento de su jubilación tras sufrir un ictus mientras subía por la escala de un barco para atracarlo, como el alma del puerto”. Ahora, cuando navega en la singladura eterna, se ha marchado “un inolvidable marino que ya forma parte de la historia del puerto de Málaga”.

Descanse en paz. 

Foto: Juan Carlos Cilveti

Anterior

TTI Algeciras mueve 5.082 contenedores en 45 horas

Siguiente

“Ceuta Jet” llega a Alcudia para hacer pruebas de atraque

Sin comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *