Acontecer marítimoDestacado

Fairplay renuncia y pide nueva licencia en el puerto de Las Palmas

Odiel Towage, filial española de la compañía de remolque alemana Fairplay, ha decidido renunciar a la prestación del servicio en el puerto de Las Palmas de Gran Canaria, de acuerdo a la licencia condicionada que le ha autorizado la Autoridad Portuaria, y volverá a solicitarla de nuevo partiendo desde cero, para evitar que la presentación de la documentación adicional al actual pliego pueda interpretarse como causa de incumplimiento.

Esta estrategia tiene su origen en el riesgo que Odiel Towage entiende puede correr la actual licencia concedida, después de que la Autoridad Portuaria introdujera algunas observaciones con fecha posterior al plazo máximo fijado para el 30 de diciembre de 2019, fecha en la que debía iniciar su actividad, según señala el digital marítimo canaryports.es.

Odiel Towage entiende, consultados asesores jurídicos, que si en el momento de la renuncia había cumplido con todas las exigencias que se le solicitaban para el otorgamiento de la licencia, en la actualidad la situación no ha cambiado y por ello debería tener derecho a la concesión de manera inmediata de la licencia de remolquepor un plazo de diez años.

La decisión corresponde al consejo de administración de la Autoridad Portuaria, que tiene fijada fecha de la próxima reunión para los días 7 y 9 de marzo. No está claro, a priori, que la Autoridad Portuaria acepte la renuncia y conceda la nueva licencia en esas fechas, pues habrá que ver si los nuevos pliegos estarán aprobados para entonces, advierte el citado digital. 

Foto: Nicolás Arocha

Anterior artículo

Aparece en la costa de Irlanda un barco perdido hace 16 meses

Siguiente artículo

SATA cancela en abril la línea Gran Canaria-Azores