Acontecer marítimo

Cuarenta y dos años de mar del capitán Antonio M. Luis Luis

Cuarenta y dos años de vida profesional, de los cuales los 24 últimos transcurridos en la flota de Fred. Olsen, jalonan el perfil del capitán Antonio Manuel Luis Luis (Icod de los Vinos, 1955), que recientemente ha culminado su exitosa carrera con una merecida jubilación y despedida afectiva por parte de sus compañeros de profesión y la empresa naviera en la que ha prestado sus servicios.

Para este tinerfeño nacido en la ciudad del drago milenario, la mar es parte consustancial de su vida. De ahí que decidiera estudiar la carrera en la Escuela Oficial de Náutica de Santa Cruz de Tenerife, en la que salió en 1976 para realizar sus prácticas en los buques “Melilla”, “Playa de las Nieves”, “Serantes” y “Villablanca”, en los que “tuve la suerte de encontrarme con unos profesionales extraordinarios, muy buenos marinos, que completaron mi formación” y posteriormente obtuvo el título de oficial de la Marina Mercante.

Entre 1980 y 1988 navegó en los buques “Extremar” e “Iberian Reefer”, de Naviera Extremeña, con los empleos de segundo y primer oficial. En 1988 pasó a Líneas Marítimas Hespérides, en cuya flota realizó navegaciones de cabotaje interinsular en Canarias. En esta etapa, que se prolongaría hasta 1991, navegó de primer oficial en los buques “Isla de los Volcanes”, “Isla de La Gomera” e “Isla del Hierro” y tuvo su primer mando de capitán en el buque “Isla de Cartuja”.

Su primera experiencia con el ámbito de las embarcaciones de alta velocidad llegó en 1991, cuando embarcó en el hidro-foil “Barracuda”, de Compañía Trasmediterránea, en la línea Los Cristianos-La Gomera, en el que estuvo de primer oficial y capitán.

En 1994 llegó la oportunidad de ingresar en Fred. Olsen, coincidiendo con la expansión de la naviera y la apertura de nuevas líneas. En su primera etapa trabajó como primer oficial y posteriormente pasó a formar parte del escalafón de capitanes, en los buques “Bajamar”, “Buganvilla”, “Benchijigua” (3º), “Betancuria” (3º), “Bocayna Express”, “Bentago Express”, “Bencomo Express” y “Benchijigua Express”.  

Foto: cedida

Anterior artículo

Un veterano Ilyushin Il-18D con 50 años de vuelo

Siguiente artículo

Finnair tiene “tolerancia cero” con el alcohol y las drogas