Acontecer marítimoDestacado

Cepsa renueva el programa ambiental de terminales marítimas

Cepsa ha renovado el Convenio de Buenas Prácticas Ambientales en el terminal marítimo de La Hondura, el Dique del Este y las líneas exteriores que mantiene desde 2013 con la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife. Este acuerdo tiene como objetivo impulsar la adopción de mejores prácticas de carácter ambiental y contempla una bonificación del 20% por ciento del importe de la tasa de actividad portuaria, ligado al compromiso de la compañía de destinar un 70% de esas deducciones a inversiones medioambientales durante el periodo de vigencia.

Para hacer efectiva esta renovación, que abarca el periodo 2020-2022, Cepsa ha sometido sus instalaciones portuarias a una auditoría realizada por Aenor, que ha verificado el cumplimiento de lo estipulado por la guía para la actividad de carga y descarga de crudos y productos petrolíferos, así como la última memoria ambiental. En esta ocasión, debido a la situación de crisis sanitaria y previa autorización de la Autoridad Portuaria, la auditoría fue realizada de manera telemática.

En virtud de este nuevo convenio, Cepsa implantará en el trienio un programa de mejora ambiental de sus concesiones portuarias en la capital tinerfeña que supondrá una inversión de 600.000 euros, destinados a la minimización de olores y a la mejora del diseño las líneas en el Dique del Este.

La inversión relativa a olores, busca minimizar el impacto de la actividad de almacenamiento de hidrocarburos en su factoría ubicada en el Dique del Este. Por su parte, la mejora del diseño de las líneas tiene como objetivo minimizar situaciones de riesgo por rotura. Esta acción se ejecutará en el tendido de tuberías (soterradas en una galería transitable) que discurre desde la factoría de almacenamiento hasta los puntos de carga y descarga distribuidos a lo largo de la línea de atraque del Dique del Este.

Las actuaciones medioambientales desarrolladas en sus terminales marítimos en virtud del anterior convenio de buenas prácticas suscrito, correspondiente al periodo 2017 a 2019, supusieron una inversión de 801.543 euros, que fueron destinados a la segregación de residuos en el terminal marítimo de La Hondura, así como al acondicionamiento del almacén de residuos metálicos ubicado en la zona de concesión portuaria de la Refinería (como paso previo a su envío para reciclaje, para garantizar su adecuada gestión y evitar riesgos de contaminación al suelo). Este importe supera ampliamente la obligación de reinversión en mejoras ambientales, que ascendía a 355.000 euros, más que duplicándola.

Cepsa concibe la excelencia medioambiental como un elemento clave de su actividad. Por ello, tiene implantado un Sistema de Gestión Ambiental que desarrolla su política ambiental y determina los medios humanos, técnicos y económicos necesarios para su cumplimiento.

De acuerdo a este sistema, y en sintonía con algunos de sus valores esenciales, seguridad, mejora continua y sostenibilidad, Cepsa se compromete a cumplir todas las disposiciones legales que le afecten en materia de medio ambiente y promover, cuando sea posible por iniciativa propia, medidas complementarias que, aun no siendo obligatorias, puedan suponer un impacto favorable sobre el medio ambiente.

Foto: Nicolás Arocha

Anterior artículo

Dos rolones de Suardíaz, fondeados a órdenes en Ibiza

Siguiente artículo

La refinería de Cepsa en Tenerife certifica la norma ISO 45001