DestacadoMarina Militar

Botadura del BAM “Audaz”

En la pleamar de esta tarde ha sido botado el quinto Buque de Acción Marítima (BAM) destinado a la Armada española, construido en el astillero de Navantia en San Fernando (Cádiz), en ceremonia que ha amadrinado la ministra de Defensa, Dolores de Cospedal. La entrega del buque “Audaz” (P-45) está prevista para 2018 y supone 1,1 millones de horas de trabajo tanto para la factoría gaditana como para las industrias auxiliares de la región.

El sexto buque de la serie, llamado “Furor” (P-46), se encuentra próximo a su botadura en el astillero de Ferrol y también entrará en servicio el próximo año. En diciembre de 2014 se firmó la orden de ejecución de los dos BAM adicionales de la segunda serie, cuyas capacidades han quedado sobradamente demostradas en la operativa de los cuatro buques en servicio, que tienen su base en el arsenal militar de Las Palmas de Gran Canaria. 

Entre los asistentes, además del AJEMA y otros altos mandos de la Armada española, representantes de la clase política andaluza, de la Sepi y Navantia, se encontraba una representación de la embajada de Arabia Saudita. No ha sido una presencia casual, ya que está pendiente de materializarse el contrato de cinco corbetas para la Marina de aquel país, del que todavía no se ha dado la orden de ejecución. El retraso ha causado inquietud y protestas entre la plantilla, pues tras la entrega del BAM “Audaz” no hay carga de trabajo.

Tras la entrega del BAM no hay carga de trabajo para el astillero gaditano
Tras la entrega del BAM no hay carga de trabajo para el astillero gaditano

Fotos: Navantia

Anterior

Los cambulloneros / 1

Siguiente

Singapore incorpora el avión A350 a la línea Singapur-Barcelona