Acontecer marítimoDestacado

A vueltas con las fotos del suceso del “Bentago Express”

“Con la proa pal marisco”, típica expresión marinera canaria, es el nombre de un muro de Facebook en el que su autor, marino mercante, deleita a sus seguidores con cosas y curiosidades del mundo de la mar y los barcos. Desde su residencia en Las Palmas de Gran Canaria y dado el interés que suscita, le presta atención a la varada de catamarán “Bentago Express”, accidentado en la noche del pasado 7 de enero a la entrada del puerto de Agaete.

Con el buque varado en ASTICAN, se le han practicado dos cesáreas al costado de babor para extraerle los motores auxiliares y principales, que han de ser reparados y recorridos para su reinstalación de nuevo a bordo. Para ello no ha quedado otro remedio que retirar la cortina con la que se pretende mantener alejado de los móviles y las cámaras fotográficas los daños sufridos durante la embarrancada, cuyo operativo de rescate ha sido muy cuestionado por profesionales de sector.

Según dice el autor del citado muro, “uno de los operarios empezó a hacerme señas y decirme que las fotos estaban prohibidas, parece que algunos se creen los dueños del país, yo procuro siempre que las personas que salen en las fotos no sean reconocidas claramente salvo que ellas mismas me indiquen lo contrario, si me fui, no fue por lo que me decía aquel personaje, lo hice porque ví que con mi cámara las podía tomar mucho mejores desde lejos”.

Como ya publicó puentedemando.com el pasado 20 de enero, Fred. Olsen había dado instrucciones precisas a la dirección de ASTICAN y ésta a sus subcontratas, para que no se filtren fotos de la puesta en seco y en especial de la zona dañada del catamarán “Bentago Express”, que aquella noche remolcado al puerto de Las Palmas de Gran Canaria, después de casi doce horas desde el puerto de Agaete y al cumplirse dos semanas del accidente.

En concreto, se dijo entonces, “están todos avisados, tienen que firmar un documento de confidencialidad, totalmente prohibido hacer fotos bajo aviso de despido. Montarán un andamiaje y forrarán todo el perímetro del barco”, decían fuentes próximas.  Dos días después, el 22 de enero, ya estaban circulando las primeras fotos de los daños ocasionados, como se puede ver en el siguiente enlace.

Foto: Con la proa pal marisco (Facebook)

Anterior artículo

“Eco Barcelona”, un hito en la historia del puerto de Barcelona

Siguiente artículo

Desguace del buque ex “Arriaga” en Gadani Beach