De la mar y los barcosDestacado

Ybarra Panamá: “Cabo Santa Isabel” (1986-1989)

Por espacio de tres años, entre agosto de 1986 y septiembre de 1989, enarbolaron la contraseña de Ybarra y Cía. los buques “Cabo Santa Isabel” y “Cabo Santa Inés”, que fueron los últimos de tipo convencional que tuvo la naviera sevillana abanderados en Panamá y registrados a nombre de la Compañía Naviera Americana de Vapores. Por entonces eran unos barcos entrados en años, con dos décadas de existencia, aunque todavía resultaban adecuados para el tipo de tráfico en el que operaban.

El buque “Cabo Santa Isabel” pertenecía a una serie de cuatro unidades construidas por encargo de la compañía sueca Rederi Ab Transatlantic. La construcción número 601 del astillero Eriskbergs, Göteborg, recibió el nombre de “Woollahra” y, puesta la quilla en enero de 1964, el 11 de enero de 1967 resbaló por la grada y fue entregado el 25 de abril de 1967, estrenándose en la línea que unía Suecia y Australia, con escalas en los puertos intermedios.  

En sus orígenes era un buque de 10.728 toneladas brutas, 5.878 toneladas netas y 13,200 toneladas de peso muerto, en un casco de 156,17 m de eslora total, 21,42 m de manga y 13,11 m de calado. Estaba propulsado por un motor Burmeister & Wain, con una potencia de 13.300 caballos sobre un eje, que le permitía mantener una velocidad de 19 nudos. En enero de 1971 fue sometido a obras de alargamiento del casco en el astillero Swan Hunter, Newclastle-on-Tyne, insertándole una nueva sección de 22,40 m de eslora para la carga de contenedores, con lo que su eslora total quedó en 178,57 m y tras su rearqueo en 13.069 toneladas brutas, 7.206 toneladas netas y 16.740 toneladas de peso muerto. Código IMO 6705353.

En abril de 1978 fue fletado por la Société Navale de l’ Ouest y fue renombrado “Saint Jacques”. En junio de 1981, finalizado el contrato, recuperó su nombre original y hasta abril de 1982 permaneció en Luanda fletado por una compañía francesa como almacén flotante. En abril de 1982 arribó al puerto de Marsella y dos meses después a Göteborg, donde quedó amarrado hasta agosto, en que fue fletado por Johnson Line.

En marzo de 1983 se vendió a la compañía argentina A. Botacchi S.A. de Navegación, que lo abanderó en Panamá a nombre de la sociedad Nabadi Maritime y recibió el nombre de “Ocean Lynx”. En agosto de 1986 pasó al control de Ybarra y Cía. y tomó el nuevo nombre de “Cabo Santa Isabel”, etapa en la que lo vimos con frecuencia en sus escalas en el puerto de Santa Cruz de Tenerife.

En la última etapa de su vida marinera, en septiembre de 1989 fue vendido a la sociedad St. Paul’s Shipping Co. Ltd, siendo abanderado en Bahamas con el nuevo nombre de “Shamrock Río”, que cambió en 1991 por el de “Santos Express”, con el que en septiembre de 1994 se fue para siempre de la mar, cuando arribó a los “roads” de Alang (India) y unos días después fue varado en la orilla y comenzó su desguace.

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Anterior artículo

La gabarra “Oizmendi” suministrará LNG en Huelva

Siguiente artículo

Finnair aumentará frecuencias a Tenerife, Gran Canaria y Málaga