De la mar y los barcosDestacado

“SAC Huelva” (1972-2001), matrícula naval de Barcelona

Con 38 años de vida marinera, en 2010 se fue de la mar para siempre el buque “Ghada-1”, abanderado en Camboya, después de su desmantelamiento en la factoría V.G. Enterprise, Mumbai (India). Fácilmente reconocible en su origen, pues poco había cambiado su estampa original, se trataba del buque “SAC Huelva”, al que vimos en numerosas ocasiones atracado en el puerto de Santa Cruz de Tenerife, descargando graneles para el mercado local, lo mismo que a sus compañeros de contraseña “SAC Santander”, “SAC Sevilla”, “SAC Málaga” y “SAC Flix”.

Aquella era la época en la que estos buques enarbolaban la contraseña de Transportes, Aduanas y Consignaciones (TAC), resultado de la fusión, años antes, de la citada empresa con la Sociedad Anónima Cros (SAC), de capital catalán, de ahí el acrónimo utilizado en la nomenclatura de los barcos que se mantuvo en el tiempo. En 1989 se produjo la fusión de la compañía Auxiliar de Transportes Marítimos (Auxtramarsa) y Transportes, Aduanas y Consignaciones (TAC), dando así origen a la creación de Ership. TAC aportó los buques “SAC Huelva”, “SAC Málaga” y “SAC Flix” y Auxtramarsa los buques “Guardo”, “Manjoya”, “Milanos”, “La Rábida” y “Cardona”, así como dos “efluent ships” llamados “Nerva” y “Niebla”. Estos últimos fueron vendidos a un armador griego y, por lo que se refiere a los barcos de carga seca, en marzo de 1995 fueron registrados en la sociedad Ership Madeira.

Después de haber navegado en su última etapa como arenero entre el Sahara y Las Palmas, en febrero de 2001 el buque “SAC Huelva” fue vendido a la sociedad Listowel International Ltd., siendo abanderado en St. Vicent con el nombre de “Deniz I”. En marzo de 2002 se produjo un nuevo cambio, cuando pasó a manos de Aljohnny Tomeh y fue abanderado en Corea del Norte con el nombre de “Noor 10”. En abril de 2003 pasó a la propiedad de Almonda Shipping, una sociedad de Fayez Shipping Co., con el mismo pabellón y renombrado “Nour X”. Por cuenta del citado propietario, en enero de 2004 fue rebautizado “Ghada I” y en mayo de 2005 cambió a “Ghada-1”, nombre con el que acabó su dilatada vida marinera.

A finales de los años cincuenta, TAC operaba una flota variopinta de viejas glorias de la Marina Mercante española –”SAC Lérida”, “SAC Santander”, “SAC Valencia”, “SAC Coruña” y SAC Tarragona”– y acometió un plan de renovación acogiéndose al crédito naval de la ley de 1956, que comenzó en 1962 con los buques “SAC Madrid” y “SAC Barcelona”, de 7.000 TPM, correspondientes a un proyecto desfasado en el tiempo, propulsados por máquinas de vapor y construidos en los astilleros de la Empresa Nacional Bazán, en su factoría de Cartagena.

En la citada factoría también fueron construidos los buques “SAC Santander”, entregado en diciembre de 1964 y “SAC Sevilla”, en junio de 1967, que era una versión alargada del anterior. El buque de esta historia, “SAC Huelva”, inscrito en la matrícula naval de Barcelona, era una repetición del proyecto del buque “SAC Santander”, cuyos planos databan de 1963, por lo que ya nació anticuado y entró en servicio en marzo de 1972 –construcción número 150–, cerrando así los vínculos entre la naviera catalana y el astillero cartagenero especializado en buques militares.

Era un buque de 3.904 toneladas brutas, 2.128 toneladas netas y 5.514 toneladas de peso muerto, siendo sus principales dimensiones 115,50 m de eslora total –105,97 m de eslora entre perpendiculares–, 15,42 m de manga, 8,74 m de puntal y 6,30 m de calado máximo. Podía cargar 6.820 metros cúbicos en cuatro bodegas asistido por dos grúas y estaba propulsado por un motor Sulzer 5RD60, fabricado, bajo licencia, en los talleres de la Empresa Nacional Bazán, Cartagena, con una potencia de 2.500 caballos sobre un eje y una velocidad de 12 nudos. IMO 7121059.

Foto: Juan Carlos Díaz Lorenzo

Anterior artículo

Fuego en el ferry “El Venizelos”, con 1.016 personas a bordo

Siguiente artículo

Un veterano Ilyushin Il-18D con 50 años de vuelo